Homenaje a Nelson Mandela

José Antonio García · 28 de febrero de 2010

© Antonio Villanueva


Nelson Mandela (nacido en 1918), conocido por la población negra sudafricana como Madiba, su nombre de tribu, cumple 20 años en libertad. Hoy, este nonagenario es seguramente la figura política más respetada y admirada del mundo. Ha recibido más de 200 premios, entre ellos el Nobel de la Paz; se le han erigido estatuas, dedicado canciones y películas; multitud de escuelas, parques y calles en todo el planeta llevan su nombre.

Fue el primer presidente negro de su país, Sudáfrica, entre 1994 y 1999. Estuvo encarcelado 27 años en una celda de 2 m 2 por luchar contra la política de segregación racial (apartheid) de la minoría blanca afrikaner, aprovechó su encarcelamiento para hacerse abogado, lideró el ANC (African National Congress), partido con el que ganó las primeras elecciones libres de Sudáfrica, realizadas por sufragio universal. Inició una política de reconciliación interracial y de mejora de las condiciones de vida de la mayoría negra que ha devuelto el prestigio internacional a su país. Sudáfrica, la nación arcoiris, es hoy, gracias a ejemplos como el de Madiba, un melting pot, un espacio de convivencia de razas y culturas que mira hacia el futuro reconciliado con los años oscuros de su pasado.

El preso 466/64 (número capicúa: reo 466 ingresado en prisión en el año 1964) se ha convertido en un símbolo de victoria y paz, en un mito universal a la altura de Gandhi o Luther King, en un ejemplo permanente de superación y de concordia. Cuando Mandela quería darse ánimos en la prisión de Robben Island, repetía estos versos del poeta inglés William Ernest Henley (1849-1903):

Invictus

Out of the night that covers me,
Black as the pit from pole to pole,
I thank whatever gods may be
For my unconquerable soul.

In the fell clutch of circumstance
I have not winced nor cried aloud.
Under the bludgeonings of chance
My head is bloody, but unbowed.

Beyond this place of wrath and tears
Looms but the Horror of the shade,
And yet the menace of the years
Finds, and shall find, me unafraid.

It matters not how strait the gate,
How charged with punishments the scroll,
I am the master of my fate:
I am the captain of my soul.

(Más allá de la noche que me cubre / negra como el abismo insondable, / doy gracias a los dioses que pudieran existir / por mi alma inconquistable // En las azarosas garras de las circunstancias / nunca me he lamentado ni he pestañeado. / Sometido a los golpes del destino / mi cabeza está ensangrentada, pero erguida. // Más allá de este lugar de cólera y lágrimas / donde yace el Horror de la Sombra, / la amenaza de los años me encuentra, / y me encontrará, sin miedo. // No importa cuán estrecho sea el portal, / cuán cargada de castigos la sentencia, / Soy el amo de mi destino / Soy el capitán de mi alma.)

Películas relacionadas

  • Invictus, de Clint Eastwood, interpetada por Morgan Freeman y Matt Damon.
  • Grita libertad.
  • Diamante de sangre, con Leonardo di Caprio.

Libros

  • Mandela: The Authorised Biography (Mandela: la biografía autorizada), por Anthony Sampson.
  • Long Walk to Freedom (Largo camino a la libertad), autobiografía de Mandela escrita desde la prisión.

Noticias

Más información

---

Comentarios

  1. Además de lo que dices, Nelson Mandela fue la “Gran esperanza negra” para África. Al llegar al poder el Partido del Congreso, fundado entre otros por el Ghandi exilado, se encontró con que Suráfrica bajo el dominio blanco, no tenía hacienda pública. La Suráfrica blanca es el mejor experimento liberal y de injusticia de la Historia. Es decir, Mandela no tenía dinero para redistribuir la inmensa riqueza del país, y así paliar la miseria de la población negra. A su llegada al poder comienza la desindustrialización motivada por la llegada de manufacturas chinas. Hoy la población es mas pobre todavía. Y el liderazgo de Mandela en África se ha diluido. Solo le interesa difundir esta imagen a los oligarcas blancos para su provecho y el medio son las películas americanas. Y la gente se lo cree

    — Rocky    19 marzo 2010, 19:41    #
  2. Gracias por tu comentario, Rocky. El mundo necesita ciudadanos críticos como tú. El requisito para una mayor justicia social es, en primer lugar, una buena información.

    Antonio Villanueva    20 marzo 2010, 16:05    #

Escribe un comentario

Los comentarios están moderados. Eso significa que no se harán públicos hasta que el autor de la página los autorice.

No se publicará
  Ayuda Textile