Los alumnos del "Avempace" visitan la Ruta de los Sitios

Por José Antonio García   17 oct. 2019 · Compartir

LA RUTA DE LOS SITIOS. 16 de octubre de 2019. RESEÑA DE LA ACTIVIDAD

  • Salida en autocar del instituto a las 9:25. Durante el corto trayecto, se lee a los alumnos por micrófono, información relativa a los sitios (especialmente, al segundo sitio) y citas textuales contemporáneas de los hechos, en las que se describe el horror vivido, en palabras de franceses (entre ellos, el mariscal Lannes, en carta a Napoleón) y en la recreación de Galdós (Zaragoza, Episodios Nacionales).
  • Llegada en autocar a las proximidades de la Plaza de los Sitios.
  • Visita al museo de Zaragoza en Plaza de los Sitios, en dos turnos. La monitora se recrea en los cuadros de la Sala Goya, especialmente en los retratos de Carlos IV, María Luisa de Parma y Fernando VII, contextualizando la época y desarrollando el concepto de retrato psicológico. Se combina con la presentación de varias láminas, que la monitora lleva consigo: relativas a otros cuadros de Goya (“La carga de los mamelucos en la Puerta del Sol”, “Los fusilamientos del 3 de mayo” y el “Retrato del Duque de San Carlos”).
  • En el exterior, descripción y comentario del monumento de Agustín Querol dedicado a los sitios, con ocasión de la celebración de los 100 años de los sitios de Zaragoza, que tuvo lugar en 1908, de la que también es testimonio el pabellón hispanofrancés que ahora es el museo provincial de Zaragoza.
  • Sin salir de la plaza, muestrario de grabados de Goya relativos a las colecciones de Los Caprichos y Los Desastres de la Guerra. Fresco de las supersticiones y estulticia de la época, que Goya critica, así como de la violencia extrema y sinrazón de la guerra.
  • Llegada a la plaza de España. Junto al “Monumento a los Caídos por la Religión y por la Patria”, obra también de Agustín Querol: se describe la obra y se hace referencia a la destrucción, durante los sitios, del gigantesco Hospital de Nuestra Señora de Gracia (cuya destrucción facilitó la extensión de la epidemia de tifus que asoló la ciudad), a la explosión de pólvora en el seminario (un autogol que se metieron a sí mismos los sitiados por negligencia), a los edificios desaparecidos durante los sitios: Palacio de Fuentes, Convento de San Francisco, Cruz del Coso, Convento de Jerusalén, Convento de Santa Engracia, Puerta de Santa Engracia, Torre del Pino, Fuerte de San José, etc.
  • Llegada al exterior de la Basílica del Pilar. Allí se observa el cenotafio de Goya y de Goicoechea, correspondiente a la tumba de Burdeos, de donde se extrajeron sus restos (sin la cabeza, que parece ser que fue sustraída por un frenólogo de la época) para ser enterrados en la ermita de San Antonio de la Florida en Madrid, en 1919. Se contemplan los agujeros de bombas sobre la fachada lateral de la Basílica.
  • Llegada al Puente de Piedra, a la cruz que recuerda los asesinatos de los clérigos Boggiero y Sas (a bayoneta, antes de ser arrojados sus cadáveres al Ebro), tras la rendición de la ciudad, incumpliéndose las capitulaciones de rendición. Se mencionan aspectos de los sitios y se leen breves textos de franceses que fueron testigos de los hechos (alguno de ellos ya se había leído en el autocar). Se hace referencia también a la importancia estratégica del río Ebro, atravesado por las noches por barcas cañoneras de los sitiados para atacar las posiciones francesas al otro lado del río. Se recuerda que la ciudad se rindió el 21 de febrero de 1809 y que la ocupación francesa de la ciudad duró más de 5 años.
  • El autocar esperaba al otro lado del Puente de Piedra. La llegada al instituto se produce a las 13:15.

---

|